Revista Diplomacia

Revista Diplomacia

Brasil: Bolsonaro elige a un admirador de Trump para dirigir la diplomacia

Era la gran pieza que faltaba atribuir en el futuro gobierno de Jair Bolsonaro. El presidente electo de Brasil eligió como jefe de la diplomacia al embajador Ernesto Fraga Araújo, un admirador confesado de Donald Trump, quien causó polémica durante la campaña al referirse al Partido de los Trabajadores como formación “terrorista”.

El actual director del Departamento de Estados Unidos, Canadá y de Asuntos Interamericanos ya define prioridades para el Palacio de Itamaraty, sede del Ministerio de Asuntos Exteriores:

“Ante todo, debemos asegurar que ese momento extraordinario que Brasil está viviendo con la elección del presidente Bolsonaro se traduzca dentro de Itamaraty: una política efectiva, una política en función del interés nacional, una política de un Brasil actuante, feliz y próspero. ”

El nombramiento de Araújo coincidió con un momento de tensión diplomática con Cuba, que anunció la retirada de los más de 11.000 profesionales de salud que la Habana envió a Brasil en los últimos cinco años en el marco del programa Más Médicos.

Una decisión tomada frente a las críticas de Bolsonaro sobre el programa humanitario, exigiendo en particular la realización de pruebas de aptitud y el pago integral de los salarios a los médicos, cuando actualmente un cuarto de la remuneración va a las arcas de La Habana.

Los médicos en cuestión atienden a las comunidades desfavorecidas y remotas de Brasil, como en las favelas de São Paulo y de Río de Janeiro y en varios puntos de la Amazonia. El nuevo jefe de Itamaraty, palacio que siempre ha marcado la pauta en la relaciones internacionales en el hemisferio, promete continuar desde la diplomacia, la profunda reestructuración que Bolsonaro y su gabinete avizoran para Brasil en esta nueva era.